sábado, 11 de diciembre de 2010

DESDE EL SALÓN




Desde el salón un sonido sosegado salía
y una anciana persona descansaba
al compás de la preciosa melodía.


De la vida cálida se alejaba,

a la muerte fría se iba acercando,

a este cansado hombre la suerte final llegaba.


El vencido hombre recordando

alegrías, tristezas, aventuras hermosas

que todavía sigue añorando.


Fuera, prosigue la vida airosa

con el amor y con el d
esamor
y con la amistad y con sus cosas.



ANDREA GUERRERO MARTÍN, 3ºD

1 comentario:

Carlota Bloom dijo...

Andrea, enhorabuena. ¡Las musas no te abandonan, por lo que veo!